¿Puedo usar Lisolac R con probióticos?

Pregunta completa: Se puede usar lisolac R (lisozima) con probióticos al mismo tiempo? (Biogermin)

Respuesta:

Hola, muchas gracias por contactarnos para consultar tus dudas, en Pregunta Mamá estamos para apoyarte con todas tus inquietudes. Sin embargo, te recomendamos consultar también sobre el consumo de medicamentos con un médico especialista, para garantizar que estos no presenten interacciones negativas entre sí.

En el siguiente artículo te dejamos un poco de información sobre estos fármacos, sus funciones y las posibles incompatibilidades de cada uno de ellos. Esperamos que te sirva de guía y que logres consultar con un especialista en el área de la salud y farmacología.

Lisolac R

bebé tomando medicamento

El Lisolac R (o Lisolac ®) es un fármaco comercial cuyo principio activo es la lisozima clorhidrato, una enzima multifuncional que cataliza la hidrólisis en las células bacterianas. Campos Acosta (2012), señala que la actividad de esta enzima, consiste básicamente en lisar las células bacterianas; Este componente actúa, en especial, sobre bacterias de tipo Gram-positivas, las cuales son capaces de distribuirse ampliamente sobre diversos tejidos del cuerpo, además de mucosas, fluidos e incluso en células. El incremento desproporcionado de estas bacterias suele ocasionar desequilibrios en la flora bacteriana del cuerpo, por lo que los tratamientos con lisozima resultan importantes como un factor de defensa contra ciertos patógenos. Por otro lado, esta enzima tiene la capacidad de activar respuestas inmunológicas del cuerpo contra las bacterias, como la fagocitosis.

¿Qué hace el Lisolac R?

probióticos

Eurofarma Perú (2017), indica que el Lisolac actúa como una barrera protectora contra la proliferación de algunas bacterias, lo que a su vez tiene un efecto calmante frente a condiciones asociadas a las alteraciones de la fluora bacteriana, como las dispepsias agudas. En otras palabras, es un agente que evita la infección y el desarrollo de microorganismos patógenos, en especial aquellos asociados al sistema digestivo y respiratorio.

¿Cuándo recetan lisozimas?

biogaia

En niños y bebés, la lisozima suele recomendarse como un tratamiento frente a malestares abdominales agudos (dispepsias), en las cuales se disminuye la movilidad intestinal. En muchos casos, esta condición se relaciona con un desbalance en las poblaciones bacterianas del intestino, que además ocasiona distención abdominal, acidez, náuseas, entre otros.

Domingo (2002) señala que la dispepsia se trata del conjunto de molestias a nivel abdominal que persisten en un periodo de tiempo determinado. Dichas molestias se asocian a menudo con dolor, malestar, distensión, exceso de gases y flatulencias, pérdida del apetito, entre otros factores. Por su parte, la dispepsia funcional es la que no tiene relación con cuadros infecciosos, alteraciones a nivel del desarrollo orgánico, las características metabólicas de las personas o como consecuencia del consumo de sustancias que irritan las mucosas intestinales.

Incompatibilidad del Lisolac R

biogaia

Según el reporte de distintas organizaciones farmacéuticas, como Eurofarma, no se han reportado interacciones negativas con otros medicamentos para el Lisolac R. Por otro lado, no se han descrito incompatibilidades para el principio activo de este medicamento, ni se conocen reacciones adversas. En otras palabras, se trata de un medicamento con bajos riesgos, que debe ser tomado bajo supervisión médica, en especial si forma parte del tratamiento de un niño o bebé lactante.

Probióticos

probiótico biogaia para bebés

Los probióticos, por su parte, se tratan de organismos vivos que son administrados, en general, por vía oral. Carrero González y compañía (2020), reportan que estos organismos proveen beneficios en la salud de la persona que los ingiere. Los organismos que son usados como probióticos con mayor frecuencia son los del género Lactobacillus, Bifidobacterium, Streptococcus, así como otras levaduras y bacterias.

El consumo de estos microorganismos puede representar un aporte importante de sustancias como proteínas, ácidos grasos, polisacáridos, antioxidantes y vitaminas. Debido a estas características, los probióticos han comenzado a representar organismos de interés para diversas industrias y áreas científicas. Hoy en día, existen diversas opciones comerciales de probióticos, como alimentos funcionales, suplementos y medicamentos de consumo por vía oral que combaten enfermedades agudas y crónicas.

¿Cómo un organismo es considerado probiótico?

probióticos

Los probióticos son microorganismos que han sido seleccionados por sus aportes positivos en el hospedador que los porta. La concentración de estas bacterias debe mantener ciertos niveles de concentración (preestablecidos en los fármacos) por cada gramo de producto que se consume. De esta manera, se garantiza que los individuos lleguen hasta el tracto intestinal, donde ejercerán su efecto favorable sobre los tejidos de dicho sistema. Para ello, estas bacterias deben ser capaces de soportar las condiciones adversas, con altos niveles de pH, que caracterizan el tracto gastrointestinal, para finalmente llegar hasta el colon.

Interacción de probióticos con otros fármacos

probiótico biogaia para bebés

Danahy (2019), explica que los probióticos no se asocian con ningún efecto adverso o secundario en personas con un buen estado de salud. No obstante, al tratarse de organismos que ingresan al sistema digestivo, donde se encuentra el centro inmunológico activo del cuerpo, pueden generar leves respuestas como producción de gases o distensión abdominal. Estos síntomas, si se presentan, desaparecen rápidamente.

Estos microorganismos son muy útiles para prevenir síntomas asociados a la ingesta de fármacos como los antibióticos, como la diarrea e indigestión. Es valioso señalar que los probióticos comerciales de origen farmacológico, se encuentran diseñados para no verse afectados por los antibióticos, de manera que es posible tomar antibióticos y probióticos al mismo tiempo.

En el caso de ingerir otros tipos de medicamentos, como suplementos, es necesario consultar con un profesional de la salud para verificar que no se podrían desencadenar efectos adversos por la combinación de dichos fármacos.

 

Más información en:

¿El lisolac ayuda al estreñimiento en bebés?

El lisolac y la intolerancia a la lactosa

¿Cuánto LISOLAC debo darle a mi bebé?

¿Es bueno el LISOLAC para mi bebé?

Campos-Acosta, F. G. (2012). Evaluación de la calidad físico – químico de lisolac solución oral gotas pediáricas, elaborado en el laboratorio D. A. Carrión. Tesis de Pregrado de la Universidad Nacional de Trujillo

Danahy, A. (2019). When’s the Best Time to Take Probiotics?. HealthLine 

Domingo, J. J. S. (2002). Dispepsia funcional. Descripción y tratamiento. Farmacia profesional, 16(5), 58-62.

Eurofarma. (2017). Lisolac ® Gotas pediátricas. EUROFARMA PERÚ S.A.C.

González, C. M. C., Quiroz, E. A. N., Lastre-Amell, G., Oróstegui-Santander, M. A., González, G. E., Sucerquia, A., & Carrero, L. L. S. (2020). Dislipidemia como factor de riesgo cardiovascular: Uso de probióticos en la terapéutica nutricional. Archivos Venezolanos de Farmacología y Terapéutica, 39(1), 126-139.

¡Tu opinión puede ayudar a otras mamás! Comenta acá

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.